Casa Tarradellas #elfindesemanaestuyo

¿A quién no le gusta la pizza?.

Desde luego es uno de los tipos de comida más “familiares” que existen, no en vano gusta a grandes y a pequeños y puede ser un tipo de alimentación saludable (ya me entendéis, esto va a depender de los ingredientes y sobre todo del número de pizzas que seáis capaces de engullir en un fin de semana). Y eso por no hablar de lo fáciles que son de preparar (y más aún de calentar si ya están precocinadas)

La gente de Casa Tarradellas lo tiene muy claro, lo saben desde hace tiempo y por ello han pedido, nada más y nada menos que a 17 familias, que se graben a si mismas durante un fin de semana. El resultado es el que puedes ver en el vídeo, cuyo montaje final tiene más de documental que de publicidad y dónde ya te adelanto algo, ¡las familias comen pizza los fines de semana!.

¿Y tú?, ¿consumes pizzas precocinadas?, ¿qué opinas de las pizzas de Casa Tarradellas?, ¿eres de los que sólo comen las que tú mismo te preparas?.

Más información en #elfindesemanaestuyo.

Capitán Rábano

Gastronomía, ocio, viajes, nutrición y buena vida en el más amplio sentido

3 comentarios:

  1. Bueeno... pues antes Tarradellas, ahora homemade. Pero son taaaan monos los anuncios de TRRDLLS , a veces hasta los confundo con los de EstrellaDamm!
    Saludos
    Marisa

    ResponderEliminar
  2. Buenisimo el anuncio me encanta personalmente no soy mucho de pizzas precocinadas las solemos hacer en casa guarreando con la peque y nos lo pasamos genial je je je.
    La idea de tu lasaña me ha encantado en casa los boquerones no tiran mucho pero me apunto la receta y le pongo nuevo ingrediente
    besos

    ResponderEliminar
  3. Qué graciosos los niños!! Estos de Tarradellas siempre se lo curran mucho.
    Un beso

    ResponderEliminar

Muchas gracias por tomarte la molestia de dejarnos un comentario.

Puedes preguntarnos o comentarnos lo que quieras, que con gusto responderemos lo antes posible. También puedes hacerlo a través del formulario de contacto, en los e-mails de los editores o a través de los perfiles de redes sociales.

Con un par de guindillas se reserva el derecho de eliminar comentarios que contengan publicidad o algún tipo de referencia discriminatoria, intolerante o muestren una falta de respeto hacia editores o lectores del blog.