Blinis con ahumados


Blinis-ahumadosLos blinis, son una especie de tortitas elaboradas con harina, huevos, leche y levadura muy comunes en la cocina eslava (la palabra deriva del término ucraniano blyntsi) y que se ha extendido por todo el mundo.

Y por ello, Tsatsiki Chef, en su afán de acercarnos a todo tipo de cocinas y elaboraciones, nos ofrece esta estupenda receta para un contundente desayuno dominical, en el que acompaña los blinis con algo muy típico en sus países de origen: ahumados y alguna nata agria o, en este caso, crème fraîche.




Ingredientes:

  • 200 gr. de palometa ahumada, 200 gr. de salmón ahumado y 200 gr. de bacalao ahumado.
  • Cebollino para decorar. (*).
  • 200 ml. de crème fraîche.
  • Un huevo.
  • 175 ml. de leche.
  • 125 gr. de harina.
  • 40 gr. de mantequilla.
  • 20 gr. de levadura fresca.
  • Una pizca de sal.
  • Sal.
  • AOVE.

Preparación:

1.- En un bol tamizamos la harina y le añadimos la sal. Desmenuzamos la levadura y la activamos en leche caliente (uso la mitad de la leche para esto).


2.- Batimos el resto de la leche con la yema del huevo y la mantequilla y lo incorporamos a la mezcla anterior. Batimos bien, que quede una masa muy homogénea.


3.- Tapamos el bol con film trasparente y guardamos en un lugar cálido media hora.

4.- Ponemos la clara a punto de nieve y la incorporamos a la mezcla anterior.


5.- Engrasamos una sartén y vamos cociendo los blinis (uso dos cucharadas de masa para cada blini) con ayuda de un aro de emplatar pequeño para que todos queden iguales.


6.- Ponemos los blinis junto con la palometa, el salmón, el bacalao, y la crème fraîche. Decoramos con cebollino (*).

Blinis-ahumados

Nota del Capitán Rábano: Si bien es manifiesta mi antipatía hacia el apio, quiero aprovechar la ocasión para redundar en el hecho de que Tsatsiki Chef siente algo parecido hacia el eneldo y por eso a mi me da que en esta receta utiliza cebollino para decorar en lugar de eneldo, algo que sería mucho más tradicional en la cocina eslava. Dicho esto, espero que no se enfade por este pequeño chismorreo ;). 

Capitán Rábano

Gastronomía, ocio, viajes, nutrición y buena vida en el más amplio sentido

12 comentarios:

  1. Estupendo pasa a paso! Yo no tengo problemas con el apio..tampoco con el eneldo :D Un abrazo y feliz finde!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Afortunada eres!, feliz finde para tí también

      Eliminar
  2. Que buena pintaaa!! Y yo que salí anoche y no me apetece prepararme el desayuno, que bien me vendrían y que hambre me ha entrado!! jejeee

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jeje... pues si piensas salir hoy siempre puedes dejarlos hechos para esperarte a la vuelta. Un desayuno y a la cama sienta muy bien :P

      Eliminar
  3. Muy ricos estos blinis, tengo que probarlos con salmón y nata agria. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Acabo de encontrar este blog buscando unos blinis! con salmón y salsa de arándanos tienen que estas riquiisimos! gracias por la aportación ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues bienvenida, aquí puedes encontrar de todo y espero que te quedes. Un saludo

      Eliminar
  5. Me gusta el apio(lo recuerdas?), me gusta el eneldo y me gustan estos blinis. saludos..

    ResponderEliminar
  6. Una artistA MI NIÑA.

    ResponderEliminar
  7. Capitán Rábano sacando los trapos sucios jajaja Yo también le habría puesto cebollino, empiezo a estar del eneldo hasta la peineta.

    Muy ricos los blinis, muy a mi pesar los ahumados no son mis amigos (muuuy a mi pesar porque si lo fueran mi vida en este país sería bastante más feliz, culinariamente hablando), pero con otro acompañamiento me encantan y a Tsatsiki le han quedado bien guapos, bien iguales y seguro que bien buenos.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  8. Me gustan mucho los crepes, tortitas, blinis y toda estas cositas y ya con los ahumados, me habeis dado en plato del gusto. Ole mis guindillas!!!
    Besines

    ResponderEliminar

Muchas gracias por tomarte la molestia de dejarnos un comentario.

Puedes preguntarnos o comentarnos lo que quieras, que con gusto responderemos lo antes posible. También puedes hacerlo a través del formulario de contacto, en los e-mails de los editores o a través de los perfiles de redes sociales.

Con un par de guindillas se reserva el derecho de eliminar comentarios que contengan publicidad o algún tipo de referencia discriminatoria, intolerante o muestren una falta de respeto hacia editores o lectores del blog.